sábado, 13 de febrero de 2010

Geddan, dammit!

¡Mi propio Geddan!



Pues resulta que allá en el principio del siglo XX a Richard Semon se le ocurrió postular que así como los individuos de las especies intercambian información de manera vertical (de progenitores a descendientes) y horizontalmente (a través de virus o bacterias y otras sustancias comunicables) también las culturas tienen mecanismos de anclar ideas y conceptos a un sector extendido de la población. Por la mayor parte, esto se logra a través de la mimesis, logrando perpetuar así cosas como el dogma religioso y los variados conceptos de estética.

Luego, en los setentas el biólogo Richard Dawkins propuso en su libro "El gen egoista" que así como la información vertical y horizontal parece estar sujeta a unidades definidas como "genes", de igual manera la información cultural (sobre todo la de dispersión horizontal) tiene una unidad mínima de propagación. Para que rimara con "gen" ("gene", en inglés), Dawkins se inventó el término "meme" (riman y ambos son monosílabos: se pronuncian "yín" y "mím"). Es un apócope de "mimeme", que es un derivado del griego "mimema", o sea, "algo a imitar".

Claro, hay controversia por aceptar esa propuesta todavía en el presente, en vista de que el "meme" (no existe traducción todavía) no se acata al modelo triádico de intercambio de datos. De hecho, un "meme" parece tener la única virtud de poder copiarse.

En el presente, el proceso es mucho más notorio con la proliferación del Internet y del alud de contenido creado por los usuarios mismos. Es decir, el Internet no es un producto de consumo, aunque a veces sí lo sea, sino un canal de transmisión de "memes".

Un ejemplo muy interesante de estos "memes" es el conocido como "Get Down!" (pronunciado "geddan" ゲッダン en japonés). En los noventas había un vídeojuego llamado "Goldeneye 007" para el sistema Nintendo 64. Cuando se insertaba el cartucho del juego a medias (o mal, digamos) entonces los personajes del juego de repente y sin motivo alguno les daban ataques espásticos. Hay un canal japonés para compartir vídeos en línea (al estilo YouTube) llamado Nico Nico Douga, y alguien puso un vídeo del juego haciendo espasmos. Después, a alguien se le ocurrió ponerle música al vídeo. Y después resultó que a otros se les ocurrió copiar el estilo en vivo, editando su vídeo para parecerse al original. Entonces, actualmente, el "meme" consiste de lo siguiente: una pose neutra; luego comienza la música y el sujeto hace poses en ambos perfiles; luego se pone espástico; cuando llegan las palabras y melodía claves, el sujeto menea las caderas de un lado al otro, y después empuja la pelvis hacia enfrente en rápida sucesión; hace pausa; hace poses, y de nuevo se repite toda la secuencia. Entonces, lo que pareciera al principio ser cuarenta segundos de idiotez es de hecho un fenómeno cultural internacional.

Esto me hace meditar sobre la literatura en la virtualidad. Tradicionalmente la literatura transmite información verticalmente. Hoy, con la virtualidad, ¿de qué manera transmitimos literatura horizontalmente? ¿Y esos "memes", cuándo comienzan a ser plagio?

D

4 comentarios:

Cabaretcrenom dijo...

Ey Dan, pasamos de la teoría de la información y de la propagación cultural a la pura coreografía espasmódica y la proliferación de la copia!!! Abre más de una línea de investigación, pero como soy naturalmente vago, voy a esperar que sigas desarrollando la idea... y copiártela después: mamonamemente...!!!

un abrazo... el video está cojonudo! tendríamos que hacer nuestro propio entr'acte, a la Picabia... !!!

un abrazo...

DNAZ FRANCO dijo...

Jé, que luego parece que tengo estopa en el cerebro, e ideas como estas se me escurren de la mente en un santiamén. A ver si luego sigo esta meditación, pero es que requiere de leer a fondo a Dawkins para saber qué diablos quería decir con eso de los "memes", que de seguro es bastante distinto a como se entiende el concepto hoy en día.

Lo malo es que no tengo formación académica en nada de esto, y entonces me la paso nomás adivinando… Ya ves, como con los microx.

En fin… Oye, pero eso de Picabia, ¿lo dices por los desnudos grotescos que hacía, o qué?

:D

Saludos, y a ver si este mes me compro mi ejemplar del Masturbado.

Cabaretcrenom dijo...

No, lo de Picabia es por cierta película (que ahora caigo que la dirigió René Clair y no el buen Francis), donde aparecía un buen trozo del elenco surrealista... con música de Erik Satie... a ver si te busco un enlace...

http://www.youtube.com/watch?v=6x7MXbeE8Nc

Los que aparecen al inicio con el cañón, son el mismísimo Picabia y Satie, luego encontrarás a Duchamp y Man Ray jugando ajedrez en una azotea... etc...

DNAZ FRANCO dijo...

Bueno, luego veo la peli, a ver de qué se trata. Gracias por el enlace.

¡Mini WordReference!

Entradas populares